jueves, 4 de mayo de 2017

Dios nunca nos abandona

Dios nunca nos abandona

Dios nunca nos abandona ni desampara


El Señor Jesús tiene cuidado de sus hijos, él conoce su condición y necesidades, por eso es su proveedor. Lamentablemente en ciertas ocasiones las adversidades o crisis nos hacen dudar por instantes de esa poderosa verdad… 


Debemos tener en cuenta que no interesa el lugar (sea el desierto o en tierra de bendición), tampoco cual sea el tiempo (un día nublado o despejado), ni importa tu condición emocional (sea que estés alegre o triste), el Señor Jesucristo es el mismo y tiene el control sobre todas las cosas, nada lo toma por sorpresa.  

Nos dice Marcos 8:1-2 que “En aquellos días, siendo tan grande la multitud, y no teniendo qué comer, Jesús llamó a sus discípulos y les dijo: Tengo compasión de la multitud, porque son ya tres días que están conmigo, y no tienen qué comer”.

En este texto bíblico podemos ver a una gran multitud que sigue al Señor Jesús, y no había alimento para ellos. Debemos tener en cuenta que la necesidad del ser humano es integral: física, emocional y espiritual.

El proveedor integral para el ser humano es Dios. Él conoce hasta lo más profundo de nuestro corazón, y tiene presente el esfuerzo, pues hacía tres días que aquella multitud le seguía, y aquel lugar no era el mejor pues los discípulos lo llaman “desierto”.

El Señor Jesús sabía que ellos estaban cansados y que se habían esforzado por llegar hasta ese lugar (el texto dice: “algunos han venido de lejos”). Para seguir al Señor Jesús debemos perseverar, es decir renovar nuestras fuerzas en Dios, eso podemos lograrlo en una buena comunión con él.

Finalmente Jesús hizo un milagro, multiplicando los peces y los panes, y así alimentó a por lo menos cuatro mil personas. Dios es más grande que toda necesidad del ser humano.

Por pastor Gonzalo Sanabria.

Te invitamos a leer: "DIOS NUNCA TE FALLARÁ"



Dios nunca nos abandona. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario