martes, 3 de abril de 2018

Deberes cristianos

Deberes cristianos
Es muy importante cumplir con nuestros deberes cristianos (1 Tesalonicenses 5:12-14)

“Os rogamos hermanos, que reconozcáis a los que trabajan entre vosotros, y os presiden en el Señor, y os amonestan; y que los tengas en mucha estima y amor por causa de su obra. Tened paz entre vosotros. También os rogamos, hermanos, que amonestéis a los ociosos, que alentéis a  los de poco ánimo, que sostengáis a los débiles, que seáis pacientes para con todos”.  

Ahora el apóstol instruye respecto a las relaciones con los líderes espirituales, y con los hermanos firmes y con los débiles. En primer lugar enseña sobre la importancia de valorar a quienes dirigen una iglesia. Su labor es exigente y conlleva el amonestar lo que corresponde, acción que muchas veces no es bien recibida... 

El oficio de fortalecer, animar, capacitar e instruir a los creyentes en la iglesia local merece valoración y respeto, por eso Pablo dice: “tenedlos en mucha estima y amor por cusa de su obra”. No es bueno menospreciar ésta labor o generar conflictos, asunto que puede dar origen a malestar en la comunidad, y por eso el apóstol dice: “Tened paz entre vosotros” (versículo trece). 

El versículo catorce nos deja ver varias clases de hermanos, que aunque conocían a Cristo necesitaban ser corregidos y alentados: a los ociosos debe amonestárseles (esto es instruir, enseñarles lo correcto); alentar a los de poco ánimo, ayudar al débil, y ser pacientes con todos, pues ésta es la actitud de Dios con todos sus hijos.   

Te invitamos a adquirir sin costo alguno nuestro libro cristiano, haz clic ahora aquí en: LIBRO CRISTIANO GRATIS
  

Del versículo dieciséis al dieciocho vemos varias actitudes y virtudes que Dios espera en cada uno de sus hijos, es interesante ver que el Espíritu Santo mismo está dispuesto a ayudarnos para que estas virtudes fluyan con poder en nosotros:

Gozo constante.
Oración continúa.
Gratitud sincera.          

El gozo es una evidencia del fruto del Espíritu Santo en el cristiano, la oración será tan fuerte como fuerte sea nuestra comunión con él, y un corazón agradecido es el resultado de confiar en la soberanía y poder de Dios.  

Ahora el apóstol aborda al parecer una situación que se estaba presentando en la iglesia de Tesalónica, y tenía que ver con la profecía (1 Tesalonicenses 5:19-21). Al parecer algunos creyentes estaban impidiendo el fluir del Espíritu Santo, al contrario de lo que ocurría en Corinto donde se habían ido al otro extremo, en ambos casos lo que hace el apóstol es conducirlos al punto de equilibrio correcto.

Por eso les dice “no apaguen el Espíritu”, uno de los símbolos del Espíritu Santo en la Biblia es el fuego y menospreciar la palabra profética es obstaculizar el fluir del Espíritu, quien no sólo se manifiesta mediante profecía, sino santificando y dirigiendo a la iglesia local. Obstaculizar su presencia y obra es estancar el avance de todos. Más bien deben examinarlo todo, y retener lo bueno.

Escrito por pastor Gonzalo Sanabria.    


Te invitamos a leer el devocional: "DIOS HACE OBRAS MARAVILLOSAS" 


.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario